Evolución de Mercados 26 de Diciembre al 30 de Diciembre 2016

Evolución de Mercados 26 de Diciembre al 30 de Diciembre 2016

Anchor

Dispuestos a afrontar la primera sesión del 2017 cerramos el año haciendo el balance global. Sin duda el 2016 ha sido un año de acontecimientos inesperados (como la elección de Donald Trump como presidente de los EE.UU o el Referéndum de Brexit en UK).

En las recientes sesiones los mercados se mantuvieron estables sin movimientos significativos. Entre los diferentes acontecimientos destacamos la noticia acerca de la resolución del Tribunal de Justicia de la Unión Europea sobre las clausulas suelo en la que se determinó que los bancos tendrán que devolver a los clientes la suma que percibieron por concepto. En la misma línea, estuvimos pendientes de la evolución de la Banca Monte dei Paschi di Siena después que el BCE requiriese cerca de 9.000 millones de euros en nuevo capital en contraste con los 5.000 millones estimados por el banco y el gobierno del país. Esto, junto a factores como las perspectivas de crecimiento de China, Trump y las elecciones en Alemania y Francia, llevó al Banco Central Europeo a anunciar que la volatilidad en los mercados para el año en curso será más elevada.

Los cierres fueron por lo general positivos en el balance anual tras una semana de relativa calma. Los mayores avances los detectamos en selectivo alemán DAX el cual se anotó un +9,56% cerrando en niveles de los 11.481. El cierre en el STOXX50 fue plano en niveles de los 3.290, mientras que el IBEX35 retrocedió un -2% a lo largo del 2016, finalizando en torno los 9.352.

Desde el continente norteamericano, destacamos el buen dato en la confianza del consumidor (113 respecto las expectativas de 109 ) factor que apunta hacia unas expectativas de mejora económica la cual se sustenta en el repunte de precios del crudo, lo cual favorecerá los niveles de inflación.

Para cerrar el año, los selectivos estadounidenses mantuvieron los niveles en máximos con avances generalizados, alcanzando repuntes de hasta el +13,42% en el Dow Jones (ahora en niveles de los 19.762) y del +9% en el S&P500 (en torno los 2.238).

El balance en Asia se saldó sin cambios significativos; tanto el Hang Seng como el Nikkei225 se mantuvieron planos durante el pasado año tras finalizar en los 22.000 y los 19.114 respectivamente. En cuanto a las perspectivas presentadas por el BOJ no fueron del todo esperanzadoras puesto que no desmintió el riesgo de deflación ante la caída en los niveles de precios al consumo del -0,4% respecto el -0,3% anticipado. En cuanto a China, se espera que abandone su objetivo de crecimiento del +6,5% en los próximos dos años con el fin de evitar burbujas de activos.

A nivel de commodities podemos decir que éste fue un buen año para el conjunto de materias primas, especialmente el crudo el cual se anotó un 52% de repunte (ahora cotizando cerca de los 57 USD/Brent).

En cuanto a divisa, el mayor perdedor fue la libra debido al efecto negativo que tuvo las expectativas de salida de la UE llevando al par EUR/GBP hasta los 0,8518.