Evolución de Mercados 31 de Agosto al 04 de Septiembre 2015

Evolución de Mercados 31 de Agosto al 04 de Septiembre 2015

Anchor

La semana estuvo marcada de nuevo por la volatilidad en los mercados financieros provocada por los acontecimientos de China, así como por los datos macro publicados de EE.UU y las declaraciones de los miembros de la FED en relación a la posible subida de tipos. Tras la reunión del G-20 que tuvo lugar durante las jornadas del viernes y sábado, se puso de manifiesto la preocupación por la crisis de la principal potencia asiática y se mostró el compromiso de los participantes por mantener la recuperación económica global. Se subrayó además la problemática que tendría sobre la economía una subida de tipos en EE.UU y los desequilibrios que podría causar llevar que se llevasen a cabo nuevas políticas monetarias expansivas.

El punto de mira en Europa estuvo puesto en las palabras de Draghi tras la reunión del BCE. En esta ocasión, afirmó que la desaceleración de los países emergentes afecta negativamente a la eurozona y anunció una elevación del límite de QE para el programa de compra de activos (al +33% desde el +25%), así como una posible ampliación del programa más allá de septiembre del 2016. Se recortaron además las previsiones de crecimiento de la zona euro para el 2016 (al +1.4% vs el +1.5% previsto con anterioridad) y la previsión de inflación (al +0.1% vs al 0.3% anterior).

La semana en Estados Unidos se vio marcada por la publicación del libro Beige de la FED además de darse a conocer unos nuevos datos empleo de difícil lectura, de los cuales cabe destacar una reducción de la tasa de desempleo (al +5.1% desde el +5.3%). En la nueva publicación del previamente mencionado Libro Beige, se puso de manifiesto que el crecimiento es moderado y que puede verse mermado por la debilidad de la economía china.

En el continente asiático seguimos pendientes de la publicación de nuevos datos macro de referencia de China. La incertidumbre acerca de la posible desaceleración de la segunda potencia mundial ha vuelto a dominar en los mercados a lo largo de la semana. La actividad financiera en la región estuvo paralizada jueves y viernes con motivo de la celebración del fin de la 2ª Guerra Mundial.

El mercado de renta variable europeo cerró la semana con importantes recortes, siendo el IBEX35 el selectivo que sufrió la mayor caída (-5.13%), mientras que los recortes en el resto de índices se situaron entre un -2.53% en el caso del DAX y un -3.24 en el EUROSTOXX50. La tendencia no fue diferente en los mercados bursátiles norteamericanos, los cuales cerraron también en terreno negativo con caídas de hasta el -3.40% en el caso del S&P500.

El USD en el mercado de divisas fue el gran favorecido por el recorte de expectativas de crecimiento de la Zona Euro además de la debilidad de la economía China. A pesar de ello, las fluctuaciones fueron elevadas (entre 1.1331 y 1.1086 el par EUR/USD) ante la incertidumbre de la decisión de tipos de la Fed.

Sin grandes variaciones en el mercado de commodities a pesar de las elevadas variaciones que ha habido en el precio del barril de Brent (fluctuando entre los 47.74 y los 54.32 USD/Brent).